Análisis NBA 2k15

http://www.gamerserial.com/wp-content/uploads/2015/03/Análisis-NBA-2k15-1050x591.jpg

Hace ya varios años que la saga NBA 2k es la referente para todos los juegos de deportes. Por jugabilidad, presentación, ambientación, gráficos, atención al detalle y sobre todo por los comentarios de los relatores. Es el ejemplo a seguir, y ya vimos cómo EA Sports se ha hecho eco de esto, tratando de imitar varios de los puntos altos de NBA 2k en FIFA, Madden y sus demás títulos. También es un modelo de cómo mejorar un juego de un año al siguiente, manteniendo la fórmula del éxito con cada entrega y mejorando las cosas que puedan ser más fieles al básquetbol real. ¿Seguirá NBA 2k15 esta receta al pie de la letra?

NBA 2k15 LeBron

El cambio más grande de NBA 2k15 en cuanto a jugabilidad respecto de su versión del año anterior es el nuevo sistema de tiros al aro. Se incorpora una barra de disparo de forma circular, que aparece por debajo del jugador en el momento del lanzamiento, con una marca en el centro. Cuanto más cercano a este punto soltemos el botón de tiro, más preciso será el disparo. Es una mejora sustancial, logrando que las definiciones de nuestras jugadas de ataque sean menos azarosas y más dependientes de nuestra habilidad y timing para encontrar el momento justo en que lanzar el balón, el cual variará de jugador en jugador y dependiendo también del lugar de la cancha desde el cual estemos tomando el tiro.

Se incorpora una barra de disparo de forma circular, que aparece por debajo del jugador en el momento del lanzamiento, con una marca en el centro

También hubo otros grandes cambios, sobre todo en la defensa y en los pases. Pero por primera vez en mucho tiempo, debemos decir que estas dos últimas modificaciones han sido perjudiciales para el juego. Dado que los jugadores hábiles con el balón y propensos a penetrar la defensa han mejorado mucho, mantenerlos marcados será una tarea por demás complicada, ya que al mínimo paso que den para dirigirse hacia el aro nos dejará estáticos en el parquet la mayoría de las veces. Y en las pocas ocasiones que podamos reaccionar a tiempo, los movimientos de nuestro jugador no serán lo suficientemente veloces como para mantenerles el ritmo a los atacantes. En cuanto a los pases, dieron un paso atrás al volver a tener inconvenientes que las dos últimas entregas habían solucionado. Ocurre seguido que nuestra habilitación no vaya al jugador que queremos que la reciba, o bien que siga una trayectoria de encuentro en la dirección en que está corriendo nuestro compañero, en lugar de dirigirse directamente a su ubicación actual, poniendo en serio riesgo de intercepción dicho pase.

Otros detalles, de apariencia menores, también han sido cambiados, aunque en este caso sí podemos decir que son mejoras en pos de un mayor realismo. A pesar de tener mejores aptitudes para atacar el aro, esta decisión debe ser meditada, ya que los defensores controlados por la IA no tienen las limitaciones con las que nos encontramos nosotros al defender, por lo que es tan o más difícil de penetrar como en el básquet de verdad. Por ello, se prioriza el juego en conjunto, buscando establecer buenas cortinas y encontrar al compañero mejor ubicado para lanzar al aro. Si efectivamente decidimos atacar la canasta, será mucho más frecuente que, de no poder defendernos correctamente, nos frenen con falta, una vez más tratando de emular al máximo la realidad. El de NBA 2k15 suele ser un básquet menos espectacular pero mucho más real.

Davis-NBA-2k15

En cuanto a los modos de juego, se han incorporado nuevos y se han expandido o mejorado los de siempre. En una poco frecuente reversión de roles, es NBA 2k15 el que toma algo de las series deportivas de EA Sports, incorporando el modo Mi Equipo, que no es otra cosa que armar nuestra plantilla con figuritas coleccionables, copiando el modo Ultimate Team de FIFA.

También tenemos Mi Liga, donde elegimos un equipo para jugar temporadas de la NBA; Mi GM, donde controlas todos los aspectos del equipo, incluyendo empleados y economía; NBA Hoy, donde jugamos amistosos y los partidos de la temporada real de la NBA, además de encontrar las diferentes opciones para jugar online y el popular NBA Blacktop; y por supuesto Mi Jugador, el modo más emblemático de la serie NBA 2k, que ha sufrido grandes cambios, en línea con lo que ya se empezaba a diagramar en la edición del año pasado. No somos elegidos durante el draft, y en su lugar nuestro jugador será contratado por sólo 10 días al promediar la temporada regular, donde deberemos probar que tenemos madera para integrar la liga de básquet más competitiva del mundo. Se nos cuenta la historia a través de escenas con nuestro agente, con el entrenador, y con la estrella del equipo, incluso durante los partidos, y muchas veces teniendo que escoger entre dos respuestas que irán moldeando nuestra personalidad y nos harán ganar insignias, que nos darán beneficios (o no) en nuestras habilidades. Además, ya no podremos ir mejorando nuestras características una por una, sino que tendremos 6 “packs”, cada uno con distintas habilidades, entre los que deberemos elegir para ir subiendo de nivel. Esto nos impide escoger desde el arranque únicamente las características más fundamentales, como Vertical por ejemplo, y tener un jugador muy poderoso en poco tiempo. Pero atenta contra la posibilidad de personalizar a nuestro jugador de acuerdo a nuestro gusto. Conseguir un base asistidor, atlético y rematador con volcadas es algo que sigue siendo posible, pero insumirá muchísimo más tiempo que con el esquema de progresión de entregas anteriores. Aún no nos decidimos si este nuevo enfoque del modo Mi Jugador es mejor o peor, tenemos una relación amor/odio con estas modificaciones. A algunos gamers les encantará y otros lo odiarán.

Gráficamente, es impecable. Las versiones de nueva generación de NBA 2k14 habían representado un gran salto con respecto a los de generación pasada, y NBA 2k15 se ve igual de increíble, e incluso un poco mejor. Se nota la atención al detalle, como por ejemplo la transpiración de los jugadores y el movimiento de las telas de las camisetas.

En cuanto al sonido, no hay juego de deportes mejor que la saga NBA 2k. El ambiente que logra es lo más parecido a estar en la cancha, especialmente si se tiene un buen home theater. El aliento es ensordecedor y la música varía de estadio en estadio, utilizando las mismas que se utilizan en cada uno de ellos. Los comentarios, con un equipo conformado por tres relatores/comentaristas, más Doris Burke en el campo de juego, son simplemente increíbles. No se callan en ningún momento, hilando una idea con otra y haciendo distintas acotaciones de los equipos, de los jugadores y de cómo les está yendo en la temporada. Por supuesto, disponen de un número finito de temas para hablar de cada uno de ellos, y si juegas mucho tiempo con los mismos jugadores o el mismo equipo empezarás a notar que se repiten. Pero, al margen de ello, uno siente que le están relatando el partido como si fuera una transmisión en vivo por TV. Lo único malo es que todo esto que acabo de decir sólo se aplica a los comentarios en inglés. Los comentarios en castellano aún tienen un largo camino por recorrer, recordemos que hicieron su debut hace sólo dos años, pero lo bueno es que están bien encaminados.

Además de los equipos de la NBA, hay varios clubes europeos

Además de los equipos de la NBA, hay varios clubes europeos

En resumen: NBA 2k15 mantiene a la saga al tope del género. Pero por primera vez desde que tenemos memoria debemos decir que no se ha mejorado con respecto al año anterior. Incluso hasta ha empeorado, dependiendo de tu opinión respecto a los cambios en el modo Mi Jugador. Si eres fan de los juegos de deportes y nunca jugaste a esta serie, sin duda te recomendamos que lo compres, incluso si no te gusta mucho el básquet. Pero si tienes cualquiera de las dos últimas entregas, quizá lo mejor es esperar a ver qué tiene para ofrecer NBA 2k16.

NBA 2k15
Plataformas: PS4, PS3, Xbox One, Xbox 360, PC
Desarrollado por: Visual Concepts
Distribuido por: 2k Sports
Género: Deportes
Fecha de lanzamiento en EE.UU.: 7/10/2014

Analizado por: Nesherius – Analizado en: Xbox One

Las cosas buenas

  • La nueva barra de tiro
  • La saga sigue buscando mayor realismo
  • El nuevo sistema de progresión del jugador en el modo Mi Carrera

Las cosas malas

  • Cambios al defender y al pasar el balón
  • A los comentarios en castellano les falta trabajo
  • El nuevo sistema de progresión del jugador en el modo Mi Carrera